consejos dejar de fumar
Salud

Consejos para dejar de fumar

La adicción al tabaco es uno de los mayores problemas a nivel mundial, son millones de personas que tienen este mal hábito en sus vidas, y gran parte de ellos admite que se les hace complicado dejar de hacerlo, que es algo que solo terminará el día en que mueran.

El tabaco es un producto que puede causar terribles enfermedades a quienes fuman, una de ellas y la más conocida por esa causa es el cáncer, por lo que resulta importante que todas las personas que tengan la posibilidad, eliminen este mal hábito de sus vidas.

TOP consejos para dejar de fumar

dejar de fumar

Dejar de fumar puede parecer imposible, sobre todo para quienes llevan muchos años con la adicción, pero te contamos que lo puedes lograr con un poco de esfuerzo y dedicación, así que ten en cuenta las recomendaciones que te haremos para que el tabaco no siga siendo un problema para ti.

1.      Modifica tu entorno

Cuando queremos conseguir grandes cambios en nuestra vida como lo es el dejar de fumar, tenemos que hacer todo lo que sea posible para lograrlo, como lo es modificar el entorno en el que nos desenvolvemos, porque de lo contrario cumplir con el objetivo será muy difícil.

Las personas que fuman generalmente lo hacen con otros fumadores, personas a las que el humo del tabaco no les incomoda y que están constantemente encendiendo un cigarrillo, pero que son una mala compañía cuando se está tratando de dejar ese vicio en el pasado.

Si te decides a dejar el cigarrillo, es probable que otros fumadores no puedan entenderlo, tratarán de que no lo hagas, y posiblemente lo consigan, así que será mejor que te alejes de ellos en su totalidad, o al menos en los momentos en que sabes que se dedican a satisfacer sus necesidades de tabaco.

En algunos casos será necesario cambiar de sitio de trabajo, de grupos de amigos o de sitio de encuentro con los colegas, lo importante es que tu entorno no sea perjudicial para ti, que no te incentive al consumo de tabaco, y es lo que tienes que analizar cuando llegue el momento.

2.      Consulta a tu médico de confianza

Lo más recomendable para ti si tienes una grave adicción al tabaco, es que acudas a tu médico de confianza para que él sea el que te diga el tratamiento adecuado para dejar de fumar, en el cual tendrás que tomar algunos medicamentos para conseguirlo.

Tu médico de confianza determinará las dosis que son necesarias para que logres dejar de fumar, por lo que no puedes modificar dichas cantidades bajo ningún concepto, y en el caso de que creas que no te está haciendo efecto o que notes algún efecto secundario, debes acudir a su consulta para que te modifique las dosis que tomas.

3.      Busca actividades que te permitan distraerte

En cada ocasión en la que tengas ganas de fumar un cigarrillo, trata de hacer alguna actividad que te permita distraerte, que no te deje pensar en que tienes ganas de continuar con tu vicio, y aunque puede ser un poco difícil al principio, con el paso del tiempo notarás que si es posible lograrlo.

deporte para adelgazar

Los casos más graves de adicción al tabaco necesitan de actividades continuas, que siempre mantengan al ex fumador entretenido con algo en específico, y en el caso de que tu situación sea esta, te recomendamos que explores en ti mismo lo que te gusta hacer, sea un deporte o una actividad cultural, para que te inscribas en alguna de ellas, y comiences a dedicar tu tiempo en cosas que si aporten valor a tu vida.

Haz una lista con las cosas que más te gustan hacer, y emplea tu tiempo en tratar de cumplirlas, así te mantendrás ocupado y no pensarás tanto en fumar, solo procura tratar de cumplirlas y no dejes que tus ansias controlen tus acciones.

4.      Busca sustitutos para los cigarrillos

Quienes desean dejar de fumar tienen que buscar un sustituto a los cigarrillos para mantener sus manos y boca ocupada, así reducirán la tentación que tienen en esos momentos, y les será menos complicado dejar ese mal hábito.

Algunas de las opciones más utilizadas por los fumadores para dejar el tabaco son los sorbetes y los palillos de dientes, ya que estos pueden conseguirlos en cualquier lugar en el que se encuentren, y que les servirán para sostenerlos entre los dedos y llevárselos a la boca, tal y como harían al fumar tabaco.

Otro sustituto que funciona muy bien para los cigarrillos, son los clips, que si bien no recomendamos que te los lleves a la boca, te pueden servir para hacer garabatos o figuras, manteniéndote entretenido en otra cosa, y con ello estarás manejando la energía nerviosa que hay en ti.

Si desea un último sustituto, te recomendamos que tomes una pelota suave, las que son conocidas para manejar el estrés, ya que esa situación en la que te encuentras estará generando en ti precisamente mucho estrés, y al apretarla podrás canalizar esa energía que es negativa y que te puede hacer sucumbir por la tentación.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.